Hola a todos, 

Hoy voy a hablaros de algo que he visto últimamente por las redes sociales, y he querido comprobar por mí misma si funciona o no.

Se trata de mezclar nuestra base de maquillaje líquido, con polvos translúcidos sueltos. 

¿Quién ha puesto esto de moda? Pues yo llevo bastante tiempo escuchándolo, pero nunca lo había probado. Más que nada, porque nunca me acuerdo cuando me voy a maquillar.

Pero hace unos meses, Urban Decay sacó unos polvos sueltos translúcidos, que son precisamente para esto. Si no te lees las instrucciones, puedes pensar que se trata de otros polvos para sellar el maquillaje. Pero si te las lees, verás que su cometido es mezclarse con la base líquida, para conseguir así un efecto “mousse” que la hace más cubriente, y que aguante mejor el paso de las horas, sin brillos. Aunque también los puedes usar para sellar el maquillaje, como cualquier otro polvo suelto. Por si os interesa, estos polvos de Urban Decay se llaman “The Velvetizer”.

Como yo no tengo estos polvos, y de momento no tengo intención de comprarlos, he querido hacer la prueba con los de Laura Mercier y la base Studio Fix Fluid, de MAC.


¿Cuál ha sido el resultado? Pues muy bueno! Me ha sorprendido mucho cómo se ha quedado el maquillaje en la piel. No se ha quedado con el brillo natural con el que normalmente se queda, sino directamente mate. No hubiera hecho falta sellar con polvos si no hubiera querido, pero como no sabía cómo iba a reaccionar esta mezcla, he querido “curarme en salud” y volver a aplicar los polvos al final.

La base ha quedado más cubriente de lo habitual, he usado muy poca cantidad; y los brillos no han aparecido hasta bien entrada la tarde (unas 15 horas después de la aplicación). Se ha quedado muy bonita sobre la piel, y así ha estado todo el día. Me ha gustado mucho el experimento, así que supongo que lo seguiré haciendo mientras tenga tiempo por las mañanas. Lo probaré con otra base, a ver si se comporta igual de bien. 

Si tenéis la piel grasa, os animo a que probéis este truquito y nos contéis.

Hasta la próxima!